Noticias

La poco conocida obra israelí de Oscar Niemeyer

La Palabra Israelita 2010-12-06
SONJA FRIEDMANN **

Entre el 28 de junio y el 17 de agosto recién pasado, dos exposiciones sobre la vida y obra del centenario arquitecto se presentaron simultáneamente en Santiago.
Niemeyer fue un creador excepcional, que revolucionó los conceptos arquitectónicos, no solamente en su país sino en el mundo entero.

Sus trabajos mas conocidos corresponden a los edificios públicos de Brasilia: el Palacio de Alborada, la Plazae los Tres Poderes, la Catedral, el Palacio de Itamarati (Ministerio de Relaciones Exteriores). Estas obras, erigidas en la década del 60, son verdaderas esculturas habitables, emplazadas en los extensos espacios abiertos del eje central de la ciudad, el «cuerpo de la líbélula» del Plano Regulador de Lucio Costa. Ya los arquitectos y, sobre todo, los estudiantes de arquitectura de todo el mundo, tenían los ojos puestos en la obra de Oscar Ribeiro de Almeida de Niemeyer (su nombre completo) a partir de sus proyectos anteriores, especialmente el de ampulha, en el que trabajó con un novedoso diseño de formas curvas. Al respecto, y haciendo también alusión a la prolongada militancia comunista del arquitecto, escribió Eduardo Galeano: «Es conocido que Niemeyer odia al capitalismo y odia el ángulo rectoÂ… él ha hecho una arquitectura tan liviana como las nubes, libre, sensual, que es muy parecida a los paisajes de las montañas de Río de Janeiro, montañas que parecen cuerpos de mujeres acostadas, diseñadas por Dios, el día en que Dios creyó que El era Niemeyer».
El 31 de marzo de 1964, un golpe de estado derrocó a Joao Goulart e instaló el régimen de Castelo Branco. Niemeyer, que se encontraba a la fecha en Paris, impedido de regresar a su país, viajó a Israel por invitación del hombre de negocios Yekutiel Federmann, fundador de los Hoteles Dan.
Durante su permanencia, de aproxi madamente seis meses, se involucró en la planificación de una serie de iniciativas públicas y privadas, incluyendo Kikar Hamedina en Tel Aviv y la Universidad de Haifa.
Esta última es, junto al Technion, la segunda universidad porteña del norte de Israel. Fundada en 1963, tiene actualmente 13.000 estudiantes. Se encuentra en la parte sur de la ciudad, sobre las montañas Karmel. La Torre Eschkol, de 30 pisos de altura, diseña da por Oscar Niemeyer, es visible des de muchos puntos del norte de Israel.
Aunque su proyecto del Hotel Scandinavia en Tel Aviv no fue ejecutado, si lo fueron los conjuntos Nordiay Panorama, en esa misma ciudad y la residencia Federmann en Herzlia. Por invitación de Yosef Almogi, entonces Ministro de Vivienda y Desarrollo, Niemeyer planificó la ciudad del Neguev.
Hasta entonces, la política de desarrollo urbano israelí se concretaba enproyectos en extensión, de edificios aislados de baja altura. Niemeyer consideró que, dado el fuerte aumento de lapoblación del país, ese era un criterio erróneo, que se pagaría en el futuro con la pérdida de los espacios abiertos. «Israel debe construirse hacia arriba y sus ciudades planificarse verticalmente...porque un territorio tan pequeño nunca debería ser desproporcionadamente cubierto con edificios bajos, negando su natural belleza y vistas y dejándolo sin espacios abiertos, esenciales para su desarrollo».
Neguev fue planificado como una ciudad compacta y densa, donde los residentes podrían caminar distancias no mayores a quinientos metros entre su hogar y su lugar de trabajo, por caminos sombreados, en los que el tránsito peatonal quedaría separado del vehicular, Niemeyer declaró que su proyecto «creaba optimas condiciones para que los habitantes pudieran acceder a los lugares de trabajo, cultura y recreación». Imaginaba la ciudad «como un nuevo tipo de kibutz urbano, que crece y se desarrolla sin perder sus valores de entusiasmo, solidaridad e idealismo».