Noticias

EEUU pide dimisión del Relator de la ONU por colgar una caricatura antisemita

AURORA DIGITAL 2011-07-09
Estados Unidos pidió la dimisión del relator de la ONU sobre los Territorios Palestinos, Richard Falk (foto), por publicar en su 'blog' una caricatura antiestadounidense, antiisraelí y antisemita, en la que el jurista afirma que no había reparado y que retiró al poco tiempo de haberla subido al internet.

La embajadora de EEUU ante la ONU en Ginebra, Eileen Chamberlain, emitió una declaración en la que rechaza el contenido del dibujo y señala que los comentarios del relator en su 'blog' son "profundamente ofensivos y los condenó en los términos más severos".

La polémica caricatura muestra a un perro que lleva una inscripción que dice "Estados Unidos" y una kipá con una pequeña Estrella de David que guía a una mujer con los ojos vendados que representa a la Justicia.

Falk, profesor emérito de la Universidad de Princenton y que es de origen judío, primero negó que hubiera colgado tal caricatura pero luego admitió confusamente a través de su 'blog' que la subió al internet, alegando que no entendía por qué era ofensiva, pero que como podría ofender a alguien ya la había retirado.

"Aún ahora necesito una lupa para identificar el carácter antisemita del perro. Mi visión, a los 80 años, es bastante buena, pero no lo suficiente. (La kipá) Me parecía un casco y el símbolo más visible que se observa en el perro es la inscripción de USA", explica el relator.

Falk dice ahora que si el verdadero contenido de la imagen hubiese quedado antes en evidencia nunca hubiese sido permitido en



una página web de Google.
Sin embargo, las disculpas y explicaciones de Falk con respecto a su actuación no han calmado a Estados Unidos y la embajadora Chamberlain formalizó una protesta de su gobierno ante las Naciones Unidas.

La diplomática recordó que su país ha criticado varias veces la gestión del relator por considerar que su enfoque de la situación en Israel y los territorios palestinos es "tendenciosa y politizada".

Consideró que la conducta del polémico jurista "no aporta nada a los derechos humanos ni contribuye a la paz en la región" y le pidió que abandone el cargo.

El mandato de Falk ha estado marcado en el último medio año por el escándalo que surgió cuando éste -también a través de su 'blog'- se sumó a las teorías conspirativas sobre los atentados terroristas del 11 de septiembre de 2011 en Estados Unidos, insinuando que habían sido orquestado por Washington.

En un hecho excepcional, el secretario general de la ONU, Ban Ki-moon, condenó las declaraciones de Falk.

Sin embargo, Falk se mantiene atornillado en su cargo en vista de que los relatores de la ONU no dependen de la Secretaría General, sino del Consejo de Derechos Humanos (que cuenta entre sus miembros ilustres a China, Rusia, Cuba , Libia y Arabia Saudita).

Este órgano, formado por 47 Estados, renovó el pasado marzo el mandato de Falk por tres años.

El controvertido jurista es un furioso crítico de Israel al que compara con los nazis y acusa de aplicar "un sistema de apartheid" y "depuración étnica", apreciaciones que provocan la indignación de las organizaciones judías. EFE y Aurora